Todo se transforma

El cambio es lo único constante en todas las ciencias.
La energía está siempre cambiando, transformándose, fusionándose, creciendo, muriendo.
Que la gente trate de no cambiar es lo antinatural. La forma de aferrarnos a lo que las cosas fueron, en lugar de aceptar lo que son; la forma de aferrarse a los viejos recuerdos, en lugar de generar nuevos.
El cambio es constante. Como lo experimentamos, está en nosotros. Podemos sentir como si muriéramos, o podemos tomarla como una segunda oportunidad en nuestras vidas. Si nos relajamos y nos dejamos llevar, se puede sentir como adrenalina pura; como si en cualquier momento, pudiéramos tener una nueva oportunidad de vivir; como si en cualquier momento, pudiéramos volver a nacer.

Entradas populares